Patrocinado por

Galicia registra el tercer julio con más turistas nacionales de la historia

Manuel Varela Fariña
Manuel Varela REDACCIÓN / LA VOZ

VEN A GALICIA

Sandra Alonso

Los hoteles gallegos recibieron 421.401 personas, más que antes de la pandemia

25 ago 2021 . Actualizado a las 05:00 h.

«Todo lleno estas dos semanas salvo un par de días. Está yendo genial, incluso mejor que hace dos años; la gente estaba loca por salir», responde José Álvarez desde la recepción del Hotel Maruxía, en O Grove. Lo mismo contesta Ana desde el Praia Madalena, en Cedeira, donde la gran mayoría de turistas son españoles. O en el interior, en la Ribeira Sacra, donde Pilar no recuerda un verano en el que tuviese que rechazar tantas llamadas en la Casa dos Muros: «Si tuviese otras seis camas más habría llenado también». Los datos que publicó este martes el Instituto Nacional de Estadística sobre ocupación confirman las sensaciones del sector: este último mes de julio ha sido el tercer mejor de la historia en Galicia en cuanto a número de visitantes nacionales.

En la comunidad se hospedaron 421.401 españoles, casi 200.000 más que el mes anterior. Superan a los que hubo en el 2019, antes de la pandemia, cuando el INE notificó 404.302 viajeros nacionales. La cifra registrada este año solo fue mayor en dos ocasiones desde el inicio de la actual serie histórica en 1999: en el 2016 y el 2017, con 434.600 y 427.993, respectivamente, según esta encuesta que incluye hoteles, hostales o pensiones, por lo que excluye segundas residencias, cámpings o viviendas de uso turístico. Sumado todo ello, de repetirse una marca similar a la del 2019, algo más de medio millón de turistas nacionales se habrían hospedado en la comunidad el mes pasado.

De añadir a los residentes en el extranjero, se trataría aún del sexto mejor julio con 480.966 huéspedes en total. Y eso que se trata del tercer registro más bajo de turistas internacionales, ya que varios países mantienen aún restricciones para viajar a España.

El número de pernoctaciones —cada noche que un viajero se aloja en un establecimiento—, sin embargo, ha sido ligeramente inferior al del 2019. Este mes de julio hubo 941.390, 20.000 menos que hace dos años y casi 400.000 más que en el 2020. El mejor dato es del 2017, cuando se rozó el millón.

Récord en la Costa da Morte

Los hoteles de A Mariña y la Costa da Morte acogieron más turistas nacionales que nunca, con 19.680 y 21.328 huéspedes, respectivamente. Ha sido también uno de los mejores veranos en las Rías Altas, con 60.755 personas, si bien son casi 9.000 menos que en el 2019. En las Rías Baixas, con 158.733 residentes en España, solo hubo tres meses de julio con mejores cifras.

A pesar de que el plato fuerte de este Xacobeo se reserva para el próximo año, cuando se espera el regreso de la normalidad previa a la pandemia, los hoteles compostelanos nunca habían registrado tantos turistas nacionales: 61.116. En el 2019 habían sido 48.628. Las cifras para el sector en Ribadeo, Viveiro y Vigo también son mejores que antes de la pandemia. En cambio, A Coruña acogió a 6.411 viajeros menos que hace dos años. Lugo, Sanxenxo, Ourense y O Grove, el resto de puntos turísticos que recoge el INE, también perdieron turistas españoles frente al 2019.

«No nos sorprende, la gente sabe que esto es un paraíso»

A Cesáreo Pardal, el presidente del Clúster Turismo de Galicia —entidad que agrupa a más de 7.500 empresas y autónomos—, no le sorprenden los datos sobre ocupación hotelera en el mes de julio: «La gente se da cuenta de que Galicia es un paraíso, repiten aquí aunque llueva». De hecho, lo argumenta con clientes que le llaman de Almería y no reservan hasta que la previsión le confirma que habrá lluvia. «Tenemos montes verdes, tranquilidad, buena gastronomía y a buen precio», destaca Pardal, que contrapone la oferta gallega a la de otras comunidades del sur o este donde veranear «cuesta el doble» frente a la calidad «muy superior» de los establecimientos en la comunidad.

«Los turistas nacionales llegan a un clima tranquilo, del que antes la gente se alejaba y ahora se ha convertido en una fortaleza», expone. En cuanto al turismo internacional, desde el Clúster estiman que no regresará a los parámetros habituales hasta Semana Santa «o mayo del año que viene», con mayor afluencia aún que antes de la pandemia con motivo del Año Santo. «Y este verano, con el 100 % de los aforos, tendríamos un récord histórico», apunta.

Subraya que el sector está «totalmente preparado» para recibir el elevado número de turistas que se espera el próximo año. «Hay un número de camas en Galicia suficiente para atenderlos en las mejores condiciones y seguimos trabajando en la formación de nuestros empresarios y en mejorar la calidad y sostenibilidad de los establecimientos», añade.

La Xunta destacó ayer la «reactivación» de la actividad turística. «A mensaxe de Galicia como destino seguro sitúa á comunidade como a terceira con maior recuperación da demanda», indicó en un comunicado.

Concellos turísticos aumentan su censo hasta un 40 % durante el fin de semana

Manuel Varela

Hace tiempo que no se veía un verano similar. Los largos atascos hacia las playas devuelven la normalidad de años anteriores a la pandemia, pero la presión poblacional en muchos ayuntamientos por la llegada de visitantes es aún mayor a la que se registraba entonces. En Vilagarcía, por ejemplo, resulta imposible alquilar un vehículo o embarcación este mes. Al norte, en Barreiros, el Concello mantiene restricciones en el consumo de agua para garantizar servicios básicos. La lenta recuperación de los viajes al extranjero ha colocado a Galicia como uno de los principales destinos para los turistas nacionales este verano. Así, varios municipios llegan a incrementar su censo en casi un 40 % durante el fin de semana, según se desprende del estudio de movilidad que publica el Instituto Nacional de Estadística a través del seguimiento de terminales móviles. Hay que tener en cuenta que excluye menores de 12 años y extranjeros.

Seguir leyendo